Salud-Bienestar

Los beneficios de la terapia psicodélica persisten cinco años después del tratamiento.

En un nuevo estudio de seguimiento, los investigadores de la Escuela de Medicina Grossman de la Universidad de Nueva York (NYU) descubrieron que los pacientes con cáncer todavía se están beneficiando de una sesión de terapia asistida por psilocibina que recibieron hace casi cinco años.

Los hallazgos revelan que un tratamiento de dosis única de psilocibina, el compuesto activo en hongos psicodélicos (mágicos), combinado con psicoterapia, parece estar relacionado con mejoras significativas en la angustia emocional y existencial en pacientes con cáncer. Estos efectos persistieron casi cinco años después de la administración del medicamento.

En el estudio original de 2016, publicado en el Journal of Psychopharmacology, la psilocibina produjo mejoras inmediatas, sustanciales y sostenidas en la ansiedad y la depresión, y redujo la desmoralización y la desesperanza relacionadas con el cáncer, mejoró el bienestar espiritual y mejoró la calidad de vida.

En la evaluación final de seguimiento de 6,5 meses, la psilocibina se asoció con efectos ansiolíticos y antidepresivos duraderos. Alrededor del 60 al 80 por ciento de los participantes continuaron con reducciones clínicamente significativas en la depresión o la ansiedad, beneficios sostenidos en la angustia existencial y la calidad de vida, así como mejores actitudes hacia la muerte.

El nuevo estudio, publicado en la misma revista, es un seguimiento a largo plazo (con evaluaciones de aproximadamente 3 años y 4,5 años después de la administración de una dosis única de psilocibina) de un subconjunto de participantes del ensayo original. Los hallazgos muestran reducciones sostenidas en la ansiedad, la depresión, la desesperanza, la desmoralización y la ansiedad por la muerte en ambos puntos de seguimiento.

Aproximadamente del 60 al 80 por ciento de los participantes cumplieron los criterios para respuestas antidepresivas o ansiolíticas clínicamente significativas a los 4.5 años de seguimiento. Los participantes abrumadoramente (71 a 100 por ciento) atribuyeron cambios positivos en la vida a la experiencia de terapia asistida por psilocibina y la calificaron entre las experiencias más significativas y espiritualmente significativas de sus vidas.

«Además de la evidencia que se remonta a la década de 1950, nuestros hallazgos sugieren firmemente que la terapia con psilocibina es un medio prometedor para mejorar el bienestar emocional, psicológico y espiritual de los pacientes con cáncer potencialmente mortal», dijo el líder del estudio de padres de 2016. investigador, Stephen Ross, MD, profesor asociado de psiquiatría en el Departamento de Psiquiatría de NYU Langone Health.

«Este enfoque tiene el potencial de producir un cambio de paradigma en la atención psicológica y existencial de pacientes con cáncer, especialmente aquellos con enfermedad terminal».

Ross dijo que se necesita con urgencia un medio alternativo para tratar la ansiedad y la depresión relacionadas con el cáncer. Según la investigación, cerca del 40 por ciento de la población mundial será diagnosticada con cáncer en su vida, como resultado un tercio de estos desarrolla ansiedad, depresión y otras formas de angustia.

Estas condiciones están vinculadas a una peor calidad de vida, mayores tasas de suicidio y una menor tasa de supervivencia. Desafortunadamente, los métodos convencionales de tratamiento farmacológico como los antidepresivos funcionan para menos de la mitad de los pacientes con cáncer y tienden a no funcionar mejor que los placebos.

Además, no tienen ningún efecto sobre la angustia existencial y la ansiedad por la muerte, que comúnmente acompañan a un diagnóstico de cáncer y están relacionados con un deseo acelerado de muerte y un aumento de la tendencia suicida, dijo Ross.

El equipo dice que la psilocibina puede proporcionar una herramienta útil para mejorar la efectividad de la psicoterapia y, en última instancia, puede aliviar estos síntomas. Aunque los mecanismos precisos no se entienden completamente, los expertos creen que el compuesto puede hacer que el cerebro sea más flexible y receptivo a nuevas ideas y patrones de pensamiento.

«Estos resultados pueden arrojar luz sobre cómo los efectos positivos de una dosis única de psilocibina persisten durante tanto tiempo», dijo Gabby Agin Liebes, Ph.D. candidato, investigador principal y autor principal del estudio de seguimiento a largo plazo, y coautor del estudio de padres de 2016. «La droga parece facilitar una experiencia profunda y significativa que permanece con una persona y puede cambiar fundamentalmente su mentalidad y perspectiva», dice ella.

El estudio de seguimiento es la investigación de mayor duración sobre los efectos de la psilocibina en la angustia relacionada con el cáncer. Los investigadores planean expandir su investigación con ensayos más grandes de pacientes con angustia psiquiátrica y existencial relacionada con el cáncer.

Mayor información: Gabrielle I Agin-Liebes, Tara Malone, Matthew M Yalch, et al. «Long-term follow-up of psilocybin-assisted psychotherapy for psychiatric and existential distress in patients with life-threatening cancer». Journal of Psychopharmacology, published: 09 January 2020.

Compártelo en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Deja un comentario