Salud-Bienestar

Los científicos identifican los mejores lugares para sobrevivir ante una pandemia global.

Los investigadores han descubierto que Nueva Zelanda, Australia e Islandia podrían actuar como refugios isleños para salvar a la humanidad de la extinción en caso de una pandemia global catastrófica.

Los investigadores, de la Universidad de Otago, Wellington y Adapt Research, han clasificado a 20 naciones insulares que podrían actuar como refugios a partir de los cuales se podría reconstruir la sociedad tecnológica a gran escala. De este proceso, Nueva Zelanda quedó en segundo lugar.

Uno de los coautores, el profesor Nick Wilson, de la Universidad de Otago, Wellington, dice que el riesgo de extinción humana probablemente nunca haya sido tan alto, y que la amenaza aumenta a medida que avanza la tecnología.

“Los descubrimientos en biotecnología podrían ver una pandemia genéticamente modificada que amenaza la supervivencia de nuestra especie. Aunque los portadores de enfermedades pueden sortear fácilmente las fronteras terrestres, una isla cerrada autosuficiente podría albergar una población aislada y tecnológicamente experta que podría repoblar la tierra después de un desastre”.

Con el fin de identificar las mejores islas para prepararse como refugios, los investigadores idearon un sistema de puntuación que toma en cuenta las características de la población, ubicación, recursos y sociedad de cada nación isleña.

Los resultados mostraron que Australia es el refugio más favorable en el papel, debido a su gran exceso de oferta de energía y alimentos. Fue seguido de cerca por Nueva Zelanda y luego Islandia.

Los investigadores clasificaron a las naciones isleñas con poblaciones de más de 250,000 como posibles refugios, teniendo en cuenta que cuanto mayor sea la población, más probable es que el refugio finalmente pueda reiniciar la civilización global.

El profesor Wilson dice que es importante considerar de antemano cómo mitigar escenarios de baja probabilidad pero desastrosos, como una pandemia de nivel de extinción.

“Es como una póliza de seguro. Espera que nunca necesite usarlo, pero si ocurre un desastre, entonces la estrategia debe haber sido implementada antes de tiempo”.

El autor principal del estudio, el Dr. Matt Boyd, director de investigación de Adapt Research, dice que los humanos podrían liberar a sabiendas o no un organismo modificado con el potencial de matar a toda la humanidad.

«El peor de los casos podría ver la liberación de múltiples organismos pandémicos genéticamente modificados a la vez. Necesitamos estar preparados para estas situaciones. Nuestro estudio muestra que ciertas naciones insulares tienen las características necesarias para preservar la cultura tecnológica a través de un evento catastrófico».

El Dr. Boyd dice que el Reglamento Sanitario Internacional (RSI) generalmente no respalda el cierre de fronteras en situaciones de pandemia. Sin embargo, los escenarios que supone el RSI no son amenazas existenciales para la humanidad, señala.

«Puede ser que surja una necesidad clara y apremiante donde la única opción para la humanidad es un refugio en la isla».

Los investigadores dicen que para que dicha estrategia tenga éxito, los preparativos deben hacerse con anticipación. Sugieren que Nueva Zelanda considere invertir en medidas de resiliencia y ensaye la rápida introducción de controles fronterizos.

Investigaciones previas de los mismos autores han demostrado que el cierre de fronteras es una medida rentable en situaciones de pandemia importantes, donde miles de neozelandeses podrían morir, como en una repetición de la pandemia de gripe de 1918.

El profesor Wilson dice que Nueva Zelanda también podría colaborar en la planificación con otras naciones insulares que tienen más probabilidades de sobrevivir a una amenaza de pandemia, como Australia.

«La planificación de la resiliencia también podría tener en cuenta otras amenazas, como una guerra nuclear en el hemisferio norte, que Nueva Zelanda también está relativamente bien posicionada para sobrevivir».

Mayor información en: Matt Boyd, Nick Wilson. «The Prioritization of Island Nations as Refuges from Extreme Pandemics». Risk Analysis, published: 23 September 2019.

Compártelo en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.