Primer ensayo clínico de una vacuna personalizada contra el cáncer.

Los investigadores se han mostrado cada vez más optimistas sobre el uso de la inmunoterapia, un tratamiento que utiliza ciertas partes del sistema inmunitario de una persona para combatir enfermedades como el cáncer.

La inmunoterapia puede reforzar o cambiar el funcionamiento del sistema inmunitario para que pueda encontrar y atacar las células cancerosas.

Las vacunas convencionales preparan al sistema inmunológico para defenderse de los gérmenes y ayuda a evitar que las personas contraigan las infecciones.

Las vacunas contra el cáncer funcionan de la misma manera, pero provocan que el sistema inmunitario de la persona ataque a las células cancerosas.

Algunas vacunas están compuestas de células cancerosas o antígenos puros. A veces, las células inmunitarias del paciente son usados para crear la vacuna, y este es el caso del nuevo estudio.

Un padre de cinco hijos se convirtió en la primera persona en el Reino Unido en recibir una «vacuna» contra el cáncer de cabeza y cuello.  

Graham Booth, de 54 años, recibió la vacuna que podría cambiarle la vida después de una extenuante batalla de 11 años contra el cáncer.

Cada vez que la enfermedad reaparecía, el Sr. Booth necesitaba una cirugía facial para extirpar el tumor, además requería de radioterapia y quimioterapia.

Si embargo, el nuevo tratamiento hará que el Sr. Booth reciba una serie de vacunas diseñadas a medida para que coincidan con su ADN.

Se someterá al tratamiento durante un año y dijo que estaba lleno de esperanza por participar en el ensayo clínico, después de enfrentarse a la falta de opciones para su tratamiento.

El Sr. Booth dijo: ‘Cuando tuve mi primer tratamiento contra el cáncer en 2011, tenía la impresión de que el cáncer no regresaría. Mi mayor temor se hizo realidad en 2016 cuando volvió, luego en 2019 y dos casos en 2021’. 

El Sr. Booth espera que su participación en el ensayo ayude a «abrir nuevas puertas» para otros pacientes con cáncer. 

El tratamiento es parte de un proyecto de investigación que tiene como objetivo reducir las muertes y la recurrencia de los cánceres de cabeza y cuello, incluidos los de garganta, boca y lengua.  

El profesor Christian Ottensmeier, investigador principal del ensayo y oncólogo médico en The Clatterbridge Cancer Center, dijo:

«Es un día realmente emocionante en esta investigación importante y potencialmente revolucionaria».

“Haber llegado a la etapa de un paciente recibiendo este tratamiento que hace solo unos años se consideraba ciencia ficción, es realmente asombroso”. 

Se espera que las inyecciones de inmunoterapia produzcan menos efectos secundarios negativos en comparación con las terapias tradicionales contra el cáncer, que pueden provocar náuseas.

«Es poco probable que este tratamiento cause efectos secundarios significativos en nuestros pacientes, pero es probable que produzca beneficios muy significativos», dijo el profesor Ottensmeier. 

Más pacientes se unirán al ensayo y los investigadores esperan aprender más sobre su potencial para tratar otros tipos de cáncer. 

El estudio Transgene también involucra a investigadores de cáncer del Liverpool Head & Neck Centre, los Hospitales Universitarios de Liverpool y la Universidad de Liverpool. 

[…] Si deseas mayor información, diríjase aquí para obtener un desglose más detallado.

Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Reddit
Reddit
Share on LinkedIn
Linkedin

Compártelo en tus redes sociales

Deja un comentario

Ir arriba

Suscríbase para recibir nuevos boletines, reseñas y todo lo que está en los titulares del  mundo de la ciencia.