Biología-Molecular

Los genes influyen en tu felicidad matrimonial…!

La Escuela de Salud Pública de la prestigiosa universidad norteamericana analizaron 178 matrimonios de entre 37 y 90 años, y su satisfacción con los mismos. Encontraron una correlación entre la felicidad y ciertos indicadores genéticos.

Estudio publicado en la revista Plos One examinó el papel de una variación genética que afecta a la oxitocina, una hormona que desempeña un papel en la vinculación social de los seres humanos.

La clave está en la hormona oxitócica

Las pruebas mostraron que, independientemente de las experiencias que un matrimonio haya tenido, las parejas en las que al menos uno de los miembros presentaban la variante del receptor de la oxitócica OXTR rs53576 afirmaban tener una mayor satisfacción y más seguridad en su vida de casado. Pero ¿qué es la oxitócica?

Se trata de una hormona que es fundamental a la hora de modular las emociones y el comportamiento social, así como en la formación del vínculo entre madre e hijo, los vínculos sociales y en el apego a la pareja.

En el estudio se señala que tampoco se encontraron diferencias por género en la percepción del bienestar en pareja, algo que, según sus autores, “sugiere que los marcadores genéticos pueden ser más importantes en el contexto del funcionamiento de una relación íntima que los roles de género aprendidos en el entorno a lo largo de la vida”.

“Este trabajo muestra que la forma en que nos sentimos en nuestras relaciones cercanas está influenciada por algo más que nuestras experiencias compartidas con nuestras parejas a lo largo del tiempo”, afirmó Monin y luego añadió: “En el matrimonio, las personas también están influenciadas por sus propias predisposiciones genéticas y las de sus parejas”.

Los mismos investigadores reconocen en su trabajo que las experiencias sociales previas con sus familiares o en parejas anteriores suponen la principal influencia en la aparición falta de autoestima, una elevada sensibilidad al rechazo o una búsqueda excesiva de aprobación, que después empeoran la vida matrimonial o de pareja.

En todo caso, la influencia del genotipo adecuado en ambos miembros de la pareja llegaba al 4% de la satisfacción en su matrimonio, un porcentaje pequeño, pero importante comparado con la influencia de otros factores.

Esta no es la primera vez que la ciencia descubre el curioso papel del gen OXTR rs53576, en su variante capaz de recibir más oxitócica. En investigaciones anteriores, se demostró que quienes poseían esta variante del gen son mucho más empáticos y sociables.

Y es que la oxitocina es una hormona que juega un papel clave a la hora de crear vínculos afectivos duraderos entre seres humanos. De hecho, grandes cantidades de esta hormona se liberan a través de los pezones de las madres cuando dan de comer a sus hijos, algunas investigaciones han demostrado que su liberación es clave tras un encuentro sexual para establecer vínculos monógamos en parejas de animales.

Compártelo en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.