Biología-Desarrollo

Sabías que el óvulo decide qué espermatozoide lo fecundará..?

La ciencia lleva años diciendo que el óvulo durante la fertilización adquiere el rol de pasivo. Hasta ahora parecía que ese tan solo agradece la llegada del primer espermatozoide, pero esto no es así. Tras un estudio llevado a cabo por el Instituto de Investigación Pacific Northwest en Seattle (EE.UU.), la ciencia ha cambiado su tradicional argumento.

Los óvulos se encuentran con los espermatozoides, se produce la fecundación y se forman los bebés. ¿Sencillo? ¡No es tan sencillo como suena!, haciendo un poco de énfasis en el tema, los óvulos son los que realmente eligen. Como lo considera Scott Gilbert, biólogo de desarrollo en la universidad Swarthmore College, el “óvulo evalúa el espermatozoide antes de eliminarlo de la carrera o clasificarlo como apto”. Por lo tanto, la fertilización no es en realidad un evento aleatorio, sino más bien una carrera o selección a nivel celular.

Nunca fue una carrera ya que el ganador pasa por un proceso de selección estricta por el óvulo, garantizando así, que la fecundación sea lo más saludable posible.

Durante una de las entrevistas realizadas por la revista especializada en ciencia Quanta Magazine, Nadeau explicaba cómo su investigación ha desafiado las leyes de Mendel. Durante el estudio, las evidencias científicas se inclinaban hacia el protagonismo del óvulo en la en la reproducción, otorgándole el poder de reclutador de espermatozoides aptos para la fecundación y haciendo una limpieza de aquellos que no daban la talla o poseían genes inadecuados.

Como lo explica Pacific Northwest Research Institute, es el óvulo el que acepta o descarta un espermatozoide según su carga genética, y ​​hace que la selección sexual a nivel celular sea mucho más compleja.

Las investigaciones de la Universidad de East Anglia mostraron que las hembras cubren sus óvulos con líquido ovárico que contiene sustancias químicas que atraen a los espermatozoides con los genes adecuados, es extraño, pero cierto, que un proceso tan obvio haya sido evaluado erróneamente durante todo este tiempo.

El Dr. Nadeau dio razones de peso para sustentar esta teoría recientemente desarrollada. Él creía que podría haber dos posibilidades para sustentarlo.

  1. La atracción entre espermatozoides y óvulos está relacionada en gran medida con la molécula de ácido fólico. El metabolismo de la vitamina B o el ácido fólico es diferente en un óvulo y un espermatozoide. Estos mismos cambios pueden significar el factor decisivo para la atracción entre el espermatozoide y el óvulo.
  2. Los espermatozoides ya están presentes en el aparato genital femenino cuando se dirigen hacia el óvulo. El óvulo puede no estar completamente desarrollado o saludable durante este tiempo. Existe la posibilidad de que el óvulo influya en esta división celular, por lo que sus genes también pueden ser adecuados para el espermatozoide.

Quedan muchas investigaciones que hacer en el futuro, Pero es muy probable que el ovulo de nuestra madre, es quien nos eligió.

Compártelo en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.